Pretender a estas alturas de la civilización, plantear una guerra de sexos para resolver el problema de la relación entre hombres y mujeres, poco favor le hace a la humanidad.

Deja un comentario